Uno de los consejos más prácticos para economizar en el recibo de la luz es utilizar la energía de forma eficiente e implementar estas 3 sencillas sugerencias que te mostramos a continuación. Además, no solo ahorraremos dinero, sino que también ayudaremos a proteger el ecosistema, y duplicaremos la victoria.

1. Usa la luz del día y decora inteligentemente.

 

La primera técnica que planteamos parece obvia, pero no lo es. El uso eficaz de la energía eléctrica incluye el pleno aprovechamiento de la luz natural. Si tienes en mente hacer una renovación de la vivienda, asigne la mayor cantidad de espacio posible para ventanas o tragaluces. Cualquier ventana, por pequeña que sea, puede ayudar a obtener más luz, reduciendo así el uso de luces eléctricas.

 

Si desea aumentar la iluminación natural del ambiente, puede pintar las paredes con tonalidades claras, dejar a un lado las cortinas foscas u opacas y utilizar espejos colocados estratégicamente para realzar la entrada de luz.

 

2. Sistema de iluminación e intensidad regulable.

 

Hay muchos recursos en el mercado que pueden ayudarnos a ahorrar energía y, en la mayoría de los casos, vale la pena realizar una pequeña inversión inicial para poder disfrutar de los resultados posteriormente. Dos grandes ideas son los atenuadores para interiores y exteriores.

 

Por un lado, hay un regulador de intensidad que puede reducir la salida de luz de cada lámpara. Por otro lado, el regulador del interruptor hace que las luces se enciendan y apaguen según la detección de movimiento. Además de ahorrar dinero, también debemos considerar que aumenta la seguridad de la vivienda.

 

Por un lado, hay un atenuador de intensidad que puede reducir la salida de luz de cada lámpara. Por otro lado, el atenuador del interruptor permite que las luces se enciendan y apaguen en función de la detección de movimiento. Además de ahorrar dinero, también se debe considerar que aumenta la seguridad de la casa.

 

3. Calefacción eficiente.

 

Hoy en día podemos utilizar varias posibilidades de calefacción eléctrica y, en muchos casos, esta opción puede resultar algo cara. Las estufas de gas y las estufas de pellet con termostatos regulables son muy populares hoy en día, son nuestra opción económica y muy cómoda para nuestros bolsillos.

 

En comparación con las estufas ordinarias que usan otro combustible, las estufas de pellet requieren menos energía para calentar los mismos medidores, y siempre son cómodas a la vez que ahorran.

 

Características energéticas

 

El abastecimiento eléctrico es fundamental para los consumidores en todas las áreas del domicilio, pero otras fuentes de energía como el gas natural se pueden utilizar para calefacción, agua caliente e incluso cocinas.

 

La electricidad es uno de los abastecimientos más seguros que los consumidores pueden comprar y también es el más conveniente de usar. Sin embargo, su elevado precio encarece la factura del consumidor y lo obliga a buscar otras alternativas más efectivas con menores costos mensuales.

 

El gas natural se distingue por su bajo precio, suministro ininterrumpido, seguridad y limpieza. A pesar de que, no todos los usuarios pueden acceder a él, porque depende de si la red de abastecimiento está disponible en el lugar donde queremos contratar.

 

En los últimos años, los precios del gas natural han sido más bajos que los precios de la electricidad. Además, el sistema eléctrico ha sido reformado recientemente y se han establecido tarifas especiales, lo cual es un tema importante a considerar. En el enlace de a continuación,  https://tarifaluzhora.es/comparador/franja-horaria encontrará la información necesaria para comprender el nuevo cronograma de discriminación para las tarifas eléctricas 2.0TD.

Contacta con un agente
Enlaces de contacto